Páginas vistas en total

sábado, 23 de enero de 2016

Fitur 2016.

Me habían hablado de Fitur(Feria Internacional de Turismo) y me dijeron que me sorprendería. Por su extensión, por ser un foro representativo del turismo de nivel mundial. Cuando estábamos llegando, ya me pareció grande por fuera, pero en éstos tres días que he tenido la inolvidable oportunidad de conocerla, me ha impresionado aún más por dentro. Y eso que no he visto casi nada. Y digo la verdad.
Han sido tres días de trabajo. Presentaciones de ofertas, de actividades, de reuniones, contactos...estas han sido las causas de que haya dicho que no he visto casi nada, excepto lo que teníamos alrededor, más cerca.
Extremadura se presentaba un año más. Un pabellón con el nombre de #SencillamenteExtremadura. Ejemplo de cercanía y sencillez. Representativo de lo que somos y muy acogedor. Representativo de lo que tenemos. No es por comparar, pero sintámonos orgullosos de nuestra forma de ser y del gran patrimonio que tenemos en nuestra querida región. Naturaleza, cultura, gastronomía...un patrimonio sencillamente espectacular. Decía Patxi López "Extremadura es una de las regiones más atractivas del país". Y es cierto, pero no solo porque lo diga el reciente Presidente del Congreso (al que le propusimos que nos visitara y compartiera con nosotros como así hizo), sino porque se lo hemos escuchado a miles de visitantes.
Tres días de una experiencia inolvidable. Compartiendo con el otro gran patrimonio que tenemos: las personas. Personas que durante éstos días se esfuerzan y cumplen una extraordinaria labor. Son los trabajadores y técnicos de la Dirección General de Turismo de la Junta de Extremadura.Y no es fácil para nada. Fitur, cansa. Muchos actos seguidos en una misma sala de presentaciones. Muchos imprevistos posibles y allí han estado solventándolos. Gran trabajo.
Dos experiencias políticas dentro de la Feria. Una la visita conseguida de Pedro Sánchez a nuestro pabellón. Me habían anunciado el día anterior que estaría y allí que lo localizamos y le propusimos que nos viniera a visitar. Y así que lo hizo. Qué multitud. Con Patxi fue otra cosa. Compartimos un buen ratito y una muy interesante charla dentro de nuestro pabellón.
Es difícil quedarse con una sola cosa dentro de una gran actividad en éstos días. Me guardo los sentimientos que recuperé, el contacto y el apoyo con gente que no conocía, las conversaciones, la confianza de alguna charla y algún que otro paseo tratando de conocer desde otra visión del trabajo diario. Las formas de compartir en la responsabilidad, en la tarea encomendada. Hay un gran equipo.
El trabajo tiene éstas cosas. Como dice Anthony Robbins " el verdadero propósito de cualquier objetivo es enriquecerte como persona a raíz del esfuerzo realizado para satisfacerlo...la verdadera recompensa es moral. Y todo ello en mi opinión, hace que ese sea y así se reconozca, el verdadero valor del trabajo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario