Páginas vistas en total

miércoles, 30 de diciembre de 2015

Un nuevo año.

Cuando escribo éstas líneas faltan poco más de 24 horas para dar por acabado éste año. No se trata de realizar un recordatorio de cómo ha sido éste que está a punto de acabar. Suele hacerse por mucha gente y organizaciones de todo tipo. Cada uno tenemos nuestra propia valoración y como se suele decir, hay para todo. En mi caso, mi situación laboral ha cambiado y sí puedo decir después de casi seis meses, que estoy haciendo aquello que me gusta. Dedicando mucho tiempo y esfuerzo, pero no entiendo mi compromiso político de otra forma que no sea la de intentar cumplir con aquello que forma parte del espacio público en el que estoy: la política. Como me comprometí en su día, e intentando responder a quienes me lo propusieron.
Hace poco más de una semana que se celebraron elecciones generales y el resultado es por todos conocido. Yo suelo decir que el pueblo tomó una decisión y que individualmente cada uno la tomamos de forma responsable. Los ciudadanos han votado y ahora es el tiempo de la política. Porque la democracia tiene éstas cosas y éstas forman parte de la política. La situación es compleja y novedosa. Nunca antes había sucedido así y ahora son más los actores principales que quieren tener un papel de protagonistas.
Que unos u otros nos hemos equivocado. Puede ser, pero el pueblo creo que no se ha equivocado. Los resultados no son casualidad. Los ciudadanos han mostrado su opinión y su hartazgo. No hay mayorías absolutas y eso es lo que querían los españoles. Ahora los políticos tienen que demostrar su madurez y responsabilidad. Es un tiempo nuevo y toca nuevos aires. Ya nada volverá a ser igual que antes. Los nuevos tiempos que vienen marcarán un camino más dinámico, más plural y necesariamente más incluyente y a la vez un recorrido de más compartir. Hará falta profundizar y situarse más en el lado del otro. Ello no debería ser novedad para la política, pero quizás la falta de costumbre de tener que compartir más las cosas y más con más actores, pueda llevar a tener que asumir más riesgos. Estas van a ser características de la nueva política.
Que éste Puente de Alconétar que pronto cumplirá cinco años, siga siendo un lugar de encuentro y un camino de compartir y pasear como preside la cita de su portada principal... " a veces, en un remanso de paz, al borde de la corriente agitada de las pasiones públicas, conversamos con un afín en ideas, con un amigo leal, sabio y bueno"...se acaba 2015 y saludaré 2016 por seguir compartiéndolo con vosotros. Abrazos.


domingo, 13 de diciembre de 2015

Gente corriente.

Hace 9 años un grupo de personas, unas pocas conocidas y otras muchas no, decidimos acudir a una cita que organizaba Guillermo Fernández Vara. Se trataba de un encuentro en Olivenza. Hoy, después de haber pasado ese tiempo y seguir celebrando esa convocatoria, a la que hoy llamamos kedada, podríamos decir que las convocatorias ya no las hace quien organizó la primera, pues decidimos posteriormente que cada año se votaba dónde se haría la siguiente y la organización de ésta se lleva a cabo por quien propone y se vota como lugar de la próxima (sí, votamos).
Este año celebramos la novena y fue en Villafranca de los Barros. Y la próxima, que será la décima la celebraremos en mi pueblo. La de ésta edición, ha sido como las anteriores: una conversa como dijo un argentino en la de Zafra, una plaza de la cordialidad en la ciudad de la música (como dijo el amigo Soñador)...una sorpresa: porque después de 9 años se siguen incorporando amigos y amigas nuevos de todos los rincones. Una sorpresa? porque los nuevos hablan del encuentro y se llenan de la magia de la amistad y de la convivencia de una clase de gente!!!: gente normal, gente corriente, gente como tu y como yo, como decimos en mi pueblo y en el tuyo "semos asina". 
Siempre he dicho que uno de los mejores, sino el mayor patrimonio que tenemos en nuestra región es la gente. Sí las personas. Y en éste grupo de amigos y amigas hay muchas personas que se quieren, que se conocen porque un día decidieron acudir a una llamada, que han fortalecido una relación, que han ennoblecido el bello espacio de la amistad. Sí de la amistad, de eso que vale tanto y que no tiene precio.
Esta como las anteriores se recordará. Encendimos un día una llama que se ha extendido y que lleva camino de hacerse mayor, sino se ha hecho ya. Observamos cómo nos conservamos y cómo pasa el tiempo y el valor de la amistad perdura. La kedada es un patrimonio de todos y todas los que un día decidimos acudir y de todos aquellos y aquellas que quieren pasear y se proponen pasar un día para recordar. Porque también eso es la kedada. Algo íntimo siendo público. Algo de todos y todas sin protagonismos ni protagonistas. Algo que fortalece a las personas. Algo que no queremos perder y que cuidamos como algo nuestro, porque forma parte de cada uno de los que asistimos. Creo que forma parte de nuestra forma de ser y de vivir, de sentir.
Olivenza, Plasencia, Zafra, Guadalupe, Mérida, Alcántara, Badajoz-Elvas, Pescueza, Villafranca de los Barros y...la próxima en Garrovillas de Alconetar la décima. Ya empezamos a prepararla, ya estamos sintiéndola.
Cada año la vivimos y algo que empezó como la aventura de un encuentro, con el paso de los años se ha convertido en una bella historia que más pronto que tarde habrá que plantearse en escribirla y publicarla porque sigue siendo cada año una experiencia única e inolvidable.

domingo, 29 de noviembre de 2015

Un ratito pensando.

No ha sido un fin de semana normal. La visita a mi pueblo y ver a mi padre, a mis hermanas y el regreso a Badajoz. Como pasa el tiempo y como se nota. Como se nota que pasa y va haciendo mella. Es el tiempo que toca y tratando de acostumbrarte a verlo, es muy difícil verlo pasar y sobre todo porque sabes que no puedes hacer nada, o casi nada por evitarlo. Porque aunque sabes que eso es lo que viene, no quieres que pase. Verlo pasar y sobre todo viendo como pasa, como hace su efecto. Como la enfermedad del olvido va haciendo mella y cada vez lo es más grande. 
Es un ratito de reflexión y te asaltan muchos momentos. Recuerdos y momentos. Momentos de lucha por superar las dificultades. Con la moto por una carretera hasta que llegara el fin de semana. Unos pabellones como lugar de descanso y unos pasos a nivel como lugar de trabajo. Horas de sueño en la soledad de la noche. Deseando que llegara el viernes y el descanso. Una cesta llena de bolsas de café o con cualquier otra cosa en aquellos duros años donde el esfuerzo y el trabajo aún estaba por reconocerse.
Las dificultades de una etapa donde las cosas empezaban a construirse. Unas jornadas con muchas horas de sudor y pocas de descanso. De cantón en cantón. Cruzando pasos a nivel, apretando y colocando muchas traviesas. Rellenando muchas hojas de servicios y acudiendo a un economato a comprar. 
Últimos años de la dictadura y primeros de la transición. Un viaje a Madrid de ida y una vuelta con la mirada perdida, como pensando que habría más oportunidades pero que quizás se había perdido una deseada. Después con el paso de los años, una ida y una vuelta a un encuentro reconocido y orgulloso del mismo, por saber que el lugar de hoy es el deseo de una realidad que un día hablamos y compartimos.
Hablas y se pierde a veces. Hablas y se reencuentra con momentos. Sabes que se siente orgulloso y sonríe. Sabes que aunque sean menos los momentos cada día, éstos en su interior superan. O así quiero pensarlo y con ello me quedo. Trato de hablarle tranquilo y cogiéndole la mano. Siente el calor y lo dice. Trato de recordarle momentos, aunque sean momentos repetidos para proporcionarle un ambiente tranquilo. Siento que lo consigo y me gusta.
Después, los primeros kilómetros del regreso se hacen jodidos. Son ratitos de reflexión, y cuando cruzas el arroyo Morisco te vienen otros recuerdos de la niñez también compartidos. Recuerdos sencillos con las primeras horas del día que hacen reencontrarte con bellas estampas que hoy recuerdo con mucho sentimiento y ternura de la mujer más importante en mi vida.

lunes, 2 de noviembre de 2015

Incertidumbre electoral.

Estamos en un tiempo nuevo y ya nadie lo duda. Como dijo Benedetti: cuando creíamos que teníamos todas las respuestas, de pronto, cambiaron todas las preguntas. Es algo que está pasando y no tiene vuelta atrás. Son preguntas sin respuestas las que viene haciéndose todo el mundo. No hay previsiones que se cumplan y nadie se atreve. No hay certidumbres. Debemos acostumbrarnos a vivir éste tiempo nuevo, porque ya nada será igual que antes.
Y ahora, una nueva campaña electoral. Nuevos tiempos, nuevos partidos. Se acabó el bipartidismo o eso se dice. Nuevos partidos y no ya emergentes. Pasaron de emergentes a contar para todo, incluso para ganar. Son tiempos para las encuestas. Son tiempos para marcar tendencias. Tiempo para marcar opiniones y tratar de influir en las decisiones. 
Pero ésta sociedad es ya madura. Las encuestas pueden mandar, porque pretenden que nos fijemos en sus resultados. Y todas las encuestas marcan. Nos fijamos demasiado en ellas. Podríamos llegar a decir que quien gobierna realmente son las encuestas. Pero cuando llega el día y tenemos que tomar la decisión, al final ésta la tomamos por muchas razones y creo que en ellas, pesa mucho, la muy personal. La de nuestra situación personal, porque uno de los cambios que se han sucedido es que hay muchos ciudadanos que su decisión pasa por su estado durante los últimos días de la campaña.
Se respiran aires de cambio. Si nos atenemos a lo que preveen una gran parte de las encuestas publicadas, una gran mayoría de españoles quieren un cambio de gobierno en éstos momentos. Faltan menos de dos meses y por tanto mucho tiempo aún, pero la opinión de una gran mayoría de españoles es deseo de cambio.
De producirse esos cambios, nos vamos a tener que acostumbrar a dialogar. Dialogar y acordar mucho. Porque lo que a día de hoy parece más seguro que cualquier otra cosa, es que nadie tendrá mayoría suficiente para poder gobernar por sí solo. Una situación que dará una nueva dimensión política a nuestro país y que pondrá en valor el ejercicio del diálogo y el argumento de la palabra como ejemplo para el consenso político. Diálogo y consenso, dos palabras que definen mucho de lo que debe prevalecer en un futuro próximo en nuestro país.

sábado, 24 de octubre de 2015

Detrás de cada puerta...

Las ciudades tienen muchos espacios por donde caminar y eso es algo que diferencia cuando quieres tener momentos de evasión. No son sólo espacios donde poder entretenerte y relajarte. A veces lo llamamos evadirse o simplemente pasear por caminos sin por ello marcarte ninguna meta. Encuentras gente y normalmente sueles encontrar esos instantes de mirar hacia adelante sin por ello querer ver nada.
Siempre se encuentran cosas que hacen reflexionar. Hoy ha sido una mesa con unos activistas de Amnistía Internacional. Me paré y quise escuchar. Me gusta escuchar siempre, incluso sabiendo que el asunto puede ser conocido, pero siempre con la voluntad y las ganas de aprender algo nuevo. Y vaya si se aprende. Siempre se aprende algo.
"Detrás de cada puerta hay una historia"... Se trata de una campaña que exige al Gobierno que no acabe en desalojo, porque cuando una persona es desalojada de su casa, pierde gran parte de su vida. Todo está en riesgo.
Cientos de miles de personas en España han perdido su casa o están en riesgo de perderla después de un proceso de ejecución hipotecaria. Un proceso donde lo más importante es el cobro de la deuda y que ignora la obligación de proteger el derecho humano a la vivienda. No hay mecanismos para reclamar la defensa de éste derecho ante los tribunales y eso que el derecho internacional exige que el desalojo sea la última de las alternativas posibles.
Se exigían cosas importantes al Gobierno de España. Que se abstenga de ejecutar desalojos, la modificación de la ley de enjuiciamiento civil, la creación de un mecanismo obligatorio que supervise la negociación entre los bancos y las personas y que el desalojo sea la última opción...y varias cosas más.
Nuestra Constitución reconoce el derecho a la vivienda dentro de sus derechos fundamentales "todos los españoles tienen derecho a disfrutar de una vivienda digna y adecuada y los poderes públicos promoverán las condiciones necesarias y establecerán las normas para hacer efectivo éste derecho". Un derecho reconocido y que está siendo vulnerado en España como consecuencia de los desalojos hipotecarios.
Nos quedamos perplejos, cada vez menos sorprendidos cuando leemos o escuchamos que los españoles declaran tener 15000 millones de euros en cuentas bancarias en el exterior y la mitad de ellos concentrados en nueve paraísos fiscales o regiones de baja tributación. Evasión de capital y fraude a las cuentas del país. 
Tengo la impresión de que nos hemos acostumbrado a éstas noticias y ello considero que es enormemente peligroso. Esta sociedad tiene éstas cosas. Estamos llegando a un camino en el que no sorprende casi nada. Un camino en el que no nos ponemos a reflexionar que detrás de cada puerta hay una historia. Una historia que a pesar de tener reconocido un camino en forma de derecho, éste sigue siendo vulnerado en pleno siglo XXI.

domingo, 11 de octubre de 2015

Retos solidarios.

Estaba disfrutando de la tarde por uno de los parajes que más me encantan de nuestra bella Extremadura (el impresionante Puente Romano de Alcántara) y dos mujeres me preguntaron por la zona donde llegaría un nadador. No supe contestarle. No había escuchado ni leído nada. Les pregunté y me dijeron que se trataba de Carlos Peña y que era un reto solidario: Carlos Peña y CEAFA, avanzando juntos por el Alzheimer, era el lema del reto.
Me propuse intentar verlo y comprobé que podría llegar al otro lado del muro, no en el Puente donde lo esperaban. Así se lo dije a ésta Asociación. Cogí el coche y le dije a mi suegro que me acompañaba: vamos a verlo, merecerá la pena y más porque se trata de un gesto enorme de solidaridad. Nos dijeron que faltaba como una media hora para que llegara. Había cierta preocupación entre los organizadores y su mujer. Cada vez llegaba más gente a la zona y la media hora se convirtió en dos horas y pico. Se hizo de noche y vimos cómo aparecían dos piraguas y tres barquitos y en el medio se veía una pequeña silueta que se movía entre dos luces. Venía nadando de espaldas. Había salido a las 8,30 de la mañana del viernes 9 cerca del Salto del Gitano por la zona de Monfragüe y eran las 20,30 del sábado 10. 36 horas nadando. 80 kilómetros sin salir del agua y avituallándose sobre la marcha. Lo vimos llegar y salir del agua. Salió sonriente pero muy agotado. Uno de los integrantes de la piragua que lo acompañó desde su salida llegó incluso más cansado que el mismo Carlos. La posición en la piragua quizás, y la falta de movimiento dentro de la misma. 
Carlos había cumplido un reto solidario y fue un gesto precioso. Todos los gestos de solidaridad son incalculables. Son esas pequeñas grandes cosas que te aporta un momento. Un momento que hace grande, muy grande el compromiso. Qué sería del mundo sin la solidaridad, la individual y la colectiva. La pura y sincera solidaridad del compromiso por una causa justa. Y que se visualicen éstos retos llenan de gratitud a la persona que lo lleva a cabo. Y a esas familias y personas que dan una parte de su tiempo y en muchas ocasiones su propia vida por hacer un poco más llevadera una enfermedad como el alzheimer.
La tarde noche se puso lluviosa. Era algo de lo que más temía Carlos cuando inició su reto. Pero un activista como él nos vino a demostrar con su gesto solidario la grandeza de un hecho. Como decía cuando empezó " Tengo muchas ganas de empezar, aunque va a ser muy duro pero creo estar capacitado y si no por lo menos hemos movido y sensibilizado sobre el Alzheimer".
Gracias Carlos.








sábado, 3 de octubre de 2015

Economía de la confianza.

Escuché hace unos días una conferencia de Ana María Llopis en un encuentro de emprendedores que  me resultó muy interesante. Es la Presidenta de la cadena de supermercados DIA. Interesante es una palabra muy recurrida. Podríamos decirla de otra manera, pero me parece que así se define bien y más en el tema que quiero escribir. A veces las conferencias resultan muy técnicas y en ésta ocasión, resulto muy natural  e impactante por los comentarios que escuché.
Habló durante una buena parte de su conferencia sobre la economía de compartir y de la confianza. Un concepto que puede resultar nuevo, pero que en otros países se ha desarrollado más que por aquí. Se trata de compartir ideas. De compartir en lugar de poseer. Llegó a decir que el acierto se consigue después de la experimentación y que para adaptarse al mundo actual hay que probar, equivocarse y después volver a probar.
Y es que creo que tenemos que entrar en éste tiempo nuevo haciendo las cosas de la forma más natural posible. Para generar confianza en la gente, debemos mostrarnos naturales. De forma sencilla para poder demostrar que todos podemos encontrar un espacio y compartirlo. Por eso, me llamaron la atención sus palabras. Porque supuso un paso en la conexión interpersonal, en la economía de persona a persona.
Hoy las redes sociales nos ayudan a compartir. Todos tenemos un sitio desde el que incorporamos ideas, reflexiones, noticias y otras historias. Compartimos desde la libertad de un espacio que ha abierto todas las fronteras. Desde un universo que ha roto todos los muros del mundo.
Porque una vez que se han roto las fronteras y los muros del mundo, no parece lógico que haya que poner puertas al campo. Hay que buscar la colaboración y la apertura, incluso con la competencia, nos decía la conferenciante. Porque se trata de escuchar y compartir. De convencer con los hechos y hacerlo de forma natural y sencilla a través de la economía de la confianza.









domingo, 27 de septiembre de 2015

"Déjame, Paquita".

No quiero hablar de unanimidades y de elecciones. Llega un momento en que lo uno por ser falso y lo otro por resultar pesado y repetitivo, llega un momento en que dices: portazo y a mirar para otro lado. No quiero decir con ello que me deje de preocupar, pero sí es cierto que creo que es mejor darme un paseo por el Guadiana (es un decir) y observar cómo lamentablemente el camalote ha inundado al agua y hay tramos en que no se sabe que es lo que hay debajo.
El título de mi entrada tiene que ver con un suceso que viví ayer. En mi pueblo. Festejábamos el bautizo de Martín. Y cuando nos acercábamos para picar algo y pasar un buen rato entre familias y amigos, viví la escena que quiero contar.
Un residente en la residencia de mayores venía de tomarse un café. Hacía mucho calor. Había salido a dar una "vuelta" y venía fumándose un purillo. De pronto, nos vimos con él. Miró a Paquita y se sonrió. Nos acercamos a él y le dijimos: venga, que hay que recogerse y se sonreía. Nos miraba y le pedía a Paquita. Déjame, un poco más. No lo dejamos. Lo seguimos con la mirada y sonreía, porque ya se encaminaba a recogerse. Estaba cerca de la residencia, pero nos seguía mirando. Crucé con él varias veces la mirada. Le dije: hay que recogerse y seguía sonriéndonos.
Pero se hizo caso de Paquita. El cariño, la confianza, la relación del día a día entre los mayores y quienes le atienden. Recordaré éste momento, pues me hizo reflexionar y decirme: a veces la política, con solo un gesto y un servicio está más que justificada. Por el simple hecho de vivir éste momento y vivirlo, el día de ayer me recordó otros de hace unos años.
Paquita seguirá atendiendo y los mayores la seguirán llamando. Lo he comprobado en varias ocasiones. Son personas como Manuel que están posiblemente en la última etapa. Cuántas respuestas y muestras de cariño se suceden a diario. Cuántas Paquitas que mostrarán su cariño y su esfuerzo por atender y cuidarlos. 
Esa sonrisa de Manuel no la voy a olvidar. Por la acera y miraba para atrás, para comprobar si lo seguíamos mirando. Un poco de libertad. Un poco de ternura. Un simple gesto de llamarse por su nombre y ser correspondido. Una sonrisa que recordaré.

domingo, 20 de septiembre de 2015

Tener clase.

Esta semana sucedieron algunos acontecimientos que te hacen reflexionar sobre las actitudes y los comportamientos de alguna gente. Pienso que en política las formas son muy importantes. Las relaciones con la gente, la actitud ante los sucesos imprevisibles y la posición de respeto a las decisiones personales deberían ser argumentos que tendrían que formar parte de buenas prácticas de la relación entre personas, independientemente de su clase o condición social. 
En uno de sus artículos, Manuel Vicent nos dice “ Tener clase es un don enigmático que la naturaleza otorga a ciertas personas sin que en ello intervenga su inteligencia, el dinero ni la edad. Se trata de una secreta seducción que emiten algunos individuos a través de su forma natural de ser y de estar, sin que puedan hacer nada por evitarlo. Este don pegado a la piel es mucho más fascinante que el propio talento. Aunque tener clase no desdeña la nobleza física como un regalo añadido, su atractivo principal se deriva de la belleza moral, que desde el interior del individuo determina cada uno de sus actos”. 
No se trata por ello de ser de derechas o de izquierdas, ni de capas altas o bajas. Los hay en todas partes y la vida te enseña cada día que hay personas con clase. Es algo que se nota y se siente, y más en la distancia corta. En forma de pellizcos que hacen que en ese contacto que produce la cercanía los compruebes a través de un pequeño gesto, incluso. La necesidad de la cultura y la educación en su más amplia concepción debería formar parte de la clase que a diario deberíamos practicar. Sería una forma de ser corresponsable con la responsabilidad que todos asumimos. Sería una forma de aprender a tener clase.
Toda la clase política extremeña ha respondido de forma unánime con coherencia y responsabilidad ante la dimisión por motivos de salud del Consejero Santos Jorna a excepción del presidente del PP José Antonio Monago que no ha tenido inconvenientes en hablar de crisis de gobierno y de otras ocurrencias. Con sus lamentables declaraciones y su falta de ética ha vuelto a demostrar porque no todos somos iguales, ni tenemos las mismas actitudes y comportamientos ante los problemas personales.
La utilización de una situación de enfermedad de una persona para criticar por criticar, sin pensar si ello tiene trascendencia o puede herir en lo personal, son propias de personas sin clase. En cualquier estadio de la vida, pero en la política mucho más.

martes, 8 de septiembre de 2015

Abuelas y abuelos.

Un informe de una ONG (Educo) nos revela que 8 de cada 10 abuelos ayudan económicamente a sus hijos y nietos. El informe nos dice que cada jubilado da a sus descendientes una media de 290 € al mes, concluyendo que el número de abuelos que contribuyen a mantener a su familia ha ido aumentando por la crisis en los últimos años. Me impactó el informe y me permitió reflexionar sobre los otros dramas que se están sufriendo por la crisis y su efecto dominó.
Son los otros efectos de la crisis. Son las cifras que no aparecen en las estadísticas de los grandes números de los presupuestos generales. La riqueza y la pobreza que no se mide ni valora de la misma forma.
Este nuevo escenario provocado por las causas de la crisis está mermando y deteriorando la situación de los más desprotegidos socialmente y de manera especial a los niños. Nuestros mayores conviven con ellos y cada día pasan más horas juntos.. El ambiente familiar es fundamental en cualquier ámbito de la vida y es necesario que tengan un argumento de solidez y estabilidad, que genere seguridad y protección y debería ser el Estado el que cubriera ese papel que ahora están asumiendo los abuelos. 
Es una foto que vemos a diario. En los colegios a la entrada y a la salida, en los parques y en muchas plazas. Porque no es sólo la ayuda económica lo que dan. Forma parte también y el informe lo refleja, el que muchos abuelos y abuelas han dejado de hacer cosas por esa atención y ocupación de su tiempo. Cosas que les vendrían bien para su salud y estado anímico emocional y social.
Los esfuerzos de las familias con hijos y en especial de abuelos y abuelas no han logrado evitar los efectos y consecuencias del aumento de pobreza. Es un hecho que muchas familias con niños no pueden ni siquiera disfrutar de una semana de vacaciones. Un párrafo del informe resume de la forma siguiente " El padre se ha quedado sin trabajo, la madre a lo mejor limpia escaleras y eso con mucha suerte. En su casa están viviendo con la pensión del abuelo. De hecho, están sacando a los abuelos de las residencias. Se los llevan a su casa porque así pueden vivir todos".
En otros tiempos las manifestaciones y huelgas tenían una gran fuerza y seguimiento en las calles. Hoy, estoy seguro que la huelga que posiblemente paralizaría éste país consistiría en una gran manifestación de abuelos y abuelas en las calles protestando por la vulneración de los derechos de la infancia y de su bienestar, de los que el Estado es el principal garante, porque no se trata sólo de una mera cuestión social. Es un derecho universal.
















sábado, 5 de septiembre de 2015

Náufragos e Insolidarios

En éstos días en que los dirigentes mundiales deberían dar una respuesta rápida, nos hemos vuelto a encontrar con la falta de respuesta. Una fotografía de un niño ha dado la vuelta al mundo y ha removido nuestras conciencias. Nos ha hecho reflexionar y pensar, hablar y decir algunas otras cosas. Qué fotografía. Qué realidad la que expresa. Las injusticias siempre se ceban con los más débiles. Y los más débiles son los niños.
Nada puede hacerse ya por evitarse lo que esa fotografía nos ha dicho, pero algo se debe mover en el mundo. Algo también se debe mover en nuestro interior. Ha habido muchos ejemplos de esas conciencias que se han despertado. La ciudadanía ha vuelto a mover a algunos dirigentes políticos mundiales a cambiar en algo sus primeras decisiones. Nos vuelven minutos de solidaridad y de ejemplaridad por los movimientos de los ciudadanos y la cada vez más exigente y al mismo tiempo influyente opinión de las redes sociales.
Nuestra historia como país nos permite recordarnos que nosotros mismos durante la Guerra Civil y la posterior dictadura sufrimos esas consecuencias y que hubo países y ciudadanos que acogieron a miles de españoles. Desde nuestra querida Extremadura hay infinidad de ejemplos en vías de escape hacia Portugal y desde España hacia otros países. Por no hablar de la emigración en búsqueda de trabajo y una vida mejor. En alguna ocasión hemos llegado a hablar de que más de un millón de extremeños se fueron buscando una mejor opción para su futuro.
Los conflictos como los que son noticias en éstos días siempre provocan violaciones de derechos humanos porque las personas no ven nada más que el camino de la escapada. De una huida en muchos casos hacia ninguna parte o hacia su desaparición. Pero siempre con la esperanza de poder encontrar un camino un poco mejor. 
En situaciones así, nos preguntamos para cuándo la instauración de un verdadero orden político social, con capacidad y competencias reconocidas, sin vetos de ningún país ni dirigentes, donde su único principio de actuación sea la democratización y el respeto de los derechos humanos. Si se sigue consintiendo la realidad del drama humano que nos ha expresado la fotografía del pequeño, estaremos asistiendo al verdadero y real naufragio de  toda una sociedad absolutamente insolidaria e incapacitada para dar respuestas.

miércoles, 19 de agosto de 2015

Rincones y rutas.

De nuevo Extremadura vuelve a estar posicionada como uno de los rincones más bellos de nuestro país. En ésta ocasión se trata de la zona conocida como Los Barruecos en Malpartida de Cáceres. El año pasado fue Alcántara con su maravilloso Puente Romano reconocido como Mejor Rincón de España.
Los Barruecos es un paraje natural declarado monumento natural por la Junta de Extremadura en 1996 y en él, entre otras muchas cosas nos encontramos con enormes masas de granito que con el paso de los años, parece que han ido transformándose en forma de grandes bolos, sobre los que en muchos de ellos nos encontramos con nidos de cigüeñas. El paisaje, junto con sus charcas, la bella naturaleza y por supuesto el Museo Vostell Malpartida son valores que de nuevo conseguirán que Extremadura vuelva a ganar con el inmenso patrimonio que tenemos.
Y es que tenemos tantos rincones maravillosos de norte a sur y de este a oeste, que nuestra Comunidad puede aspirar todos los años a una cita como la que hablamos.
Hace unos un periódico regional (HOY) en una información sobre el corcho, titulaba: "un tour para enamorarse del corcho", comentaba sobre la saca del corcho en la zona de la Sierra de San Pedro. Extremadura es una de las tres Comunidades donde está concentrado el sector del corcho, junto a Andalucía y Cataluña. Con la lectura de la información, me asaltaron dudas. Una organización de Estados Unidos organiza viajes que siguen el camino del corcho desde el árbol hasta la botella y la responsable encargada de la organización...es una empresa vallisoletana!!!. 
Es una ruta o tour exclusiva de ecoturismo y es por aquí por donde quería llamar la atención. Este es un sector cada vez con más posibilidades y en nuestra Extremadura las tenemos en todo nuestro territorio. Pero es necesario que empresas del sector se especialicen en ello y no haga falta recurrir a empresas de fuera de la Comunidad o a que se organicen desde otras instancias externas.
Somos unos de los escasos lugares de Europa en los que aún es posible mantener una relación con una naturaleza en estado puro. Nuestra biodiversidad sorprende. Sus ecosistemas y paisajes, el gran valor ecológico de enclaves únicos, el que nuestro territorio se encuentre en un 30% con algún tipo de protección medioambiental y el creciente interés por los recursos turísticos naturales y aún a pesar de los pesares, tenemos el ejemplo reciente de Sierra de Gata, nos debe llevar a considerar y poner en valor para el futuro más inmediato el ámbito del ecoturismo y para ello debemos de reconocer que nuestras posibilidades no deben pasar por acudir a otros. Tiempo y recursos nos costó romper algunas historias y este es un tiempo nuevo para que el conjunto de Extremadura se abra a todas las posibilidades para que podamos compartir plenamente uno de nuestros patrimonios más preciado. Sin recurrir a otros, con nuestros propios recursos.

lunes, 10 de agosto de 2015

Nuevos retos.

Hace dos semanas inicie una nueva etapa en mi vida laboral. Comencé a trabajar en la Junta de Extremadura, en la Consejería de Economía e Infraestructuras como Jefe de Gabinete del Consejero. Una responsabilidad que asumo con muchas ganas e ilusión de aportar mi experiencia, compromiso y participación coherente. Es un puesto de trabajo que permite compartir muchas propuestas de trabajo. Que hace que la visión de los temas tenga un aporte añadido global sobre los recursos y las necesidades. Que permite conocer a personas que han dicho que quieren comprometerse en una época difícil, pero apasionante.
Porque es un tiempo para mojarse y cuando te llaman, para comprometerte. Soy una persona comprometida. En mis más de 30 años de vida laboral y profesional siempre ha sido así. 
Es complicado poder contar y resumir las experiencias que llevo vividas en éstas dos semanas. Cada día descubres cosas nuevas y vas conociendo a personas que al igual que en mi caso han dado un paso adelante y han manifestado que quieren mojarse y trabajar en éste tiempo nuevo. Sí.
Tengo claro que cada día es una oportunidad para aprender y en ese tiempo de ida y vuelta diario, me acompaña la reflexión como un argumento para seguir creciendo con humildad. Así quiero recorrer éste camino siendo coherente y leal con quienes hoy han confiando en mí para desempeñar esta responsabilidad.
Llenarme cada día como una esponja que aprietas y que siempre te aporta, que te hace compartir realidades que desconoces pero que desde la escucha activa te hace más real la vida misma. Con los pies en el suelo y por si acaso, alguien me recordará  y la recordaré, para seguir sintiendo las sensaciones de la realidad de la vida.
Soy consciente de que esta nueva etapa supone un esfuerzo personal y familiar adicional, pero me gusta asumir retos y comprometerme. Me apasiona la política. Soy un apasionado de la política y estoy en la decisión de corresponder y proponer a que la política vuelva a recuperar su protagonismo y capacidad. Este tiempo nuevo nos exige aún más a los que trabajamos en el espacio público de la política. Porque queremos y tenemos derecho a otra política y hay muchos lugares donde hacerla: el corazón, los sentimientos, los intereses y la razón. Soy consciente de que si no hacemos política, la hacen otros. Y no es lo mismo, porque no somos iguales. Y no se trata sólo de ser transparentes, también de hacer lo que decimos y decir lo que hacemos.
Buscándome en compartir con los demás encuentro la necesidad de ser permeable a la verdad de los demás. Es un ejemplo de una frase que hace años escuché trabajando en UGT: a veces no es cuestión de resolver un problema pues éste puede que no esté en nuestras manos la solución, pero sí que escuchar hace compartirlo y a la persona que lo tiene, le permite en cierta manera descansar al saber que alguien lo está escuchando. Por ésto y por muchas otras razones, sigo siendo alguien que está en el camino de estar para hacer, para hacer posible compartiendo y colaborando, que la política no olvide el lado humano y su realidad.

sábado, 9 de mayo de 2015

Campaña electoral.

Ha comenzado la campaña electoral y los partidos políticos que se presentan con sus candidatos a la Comunidad y a los Ayuntamientos nos informarán de sus propuestas hasta el día 24 de mayo en la que nos tocará a los ciudadanos decidir. Decidir quienes queremos que sean nuestros representantes en las Instituciones. Decía el CIS que aún hay muchos indecisos y que no saben si irán a votar.
Hablaba en la mañana de hoy con un amigo en un café sobre la marcha de la campaña y cómo veía desde su experiencia la situación. Me comentaba que desde ahora y hasta el día de la votación la campaña adquiriría tintes de mucha polémica. Que cualquier cosa podía pasar, aparte de lo que todo el mundo remarca en cuanto a la falta de mayorías absolutas. Imprevisible, aunque comentábamos que el CIS en los dos últimos procesos electorales los había acertado.
La clave ahora y en un futuro está en la transparencia. No sólo por presentarse diciéndolo, sino porque es de tal necesidad recuperar la confianza y la credibilidad en la política que no habrá muchas más oportunidades de poderlo hacer. Nada volverá a ser igual y no solo porque pueda haber más actores a partir de éste proceso que puedan impulsarlo, sino porque es la última oportunidad para muchos para demostrarlo.
Siempre esperamos que sea una campaña limpia, pero acaba de empezar y vemos que no será así. La campaña está en la red, porque los mítines siguen siendo para los convencidos en su mayoría. Muchos vídeos pidiendo el voto. Vídeos en los que alguno trata de que no sea vea su marca o pase lo más desapercibida posible. Qué razones hay para tratar de ocultar la identidad y el origen. Alguien que se avergüenza de su origen podemos llegar a entender que está ocultando su verdadera identidad y por tanto pudiera no merecer mucha credibilidad. A veces a los supuestos técnicos de la cosa, les pasa como a los grandes expertos económicos. Y creo que a esos les está pasando.
Yo como Socialista tengo clara mi opción y mi voto. Porque hoy sin tener prisas por mirar, tengo mucho más tiempo para observar... y porque el tiempo no se detiene, yo sigo queriendo hacer una Comunidad para mis hijas con un mejor lugar para vivir.

miércoles, 15 de abril de 2015

Carril bici.

El Ayuntamiento de Badajoz aprobó a primeros de año la construcción de un carril bici entre Sinforiano Madroñero y el Paseo Fluvial por importe de 96.800 euros y a poco que sigan con la misma idea y con los mismos técnicos de la empresa que lo está construyendo, está llamado a convertirse en la chapuza que ha provocado una de las mayores unanimidades en términos de polémica en la ciudad. La foto de la señal de tráfico de ceda el paso para los vehículos que hacen la entrada en Sinforiano Madroñero desde el Puente Real y sin entrar en comparativas con otros ejemplos de  fotos en carriles de otras ciudades, lo ha dicho todo.
Pocas veces una polémica ha conseguido tanta proporción de crítica unánime: el llamado carril bici de la zona de Valdepasillas no lo es. Y no lo es, ni para el colectivo de la bici, ni para los posibles usuarios, ni para el conjunto de los ciudadanos. Calificado como chapuza, por no utilizar otros términos leídos en las redes sociales. Nunca algo antes y de forma improvisada ha tenido tanta aceptación al calificarlo. No creo que tarden las asociaciones del sector de la discapacidad en poner el grito en el cielo, pues buena parte de una gran acera en dicho trayecto de la avenida está pintada para el uso como carril, lo que pone en mayor peligro la seguridad e integridad de los peatones, cuya protección debe ser prioritaria, al ser personas más vulnerables, como son las personas con discapacidad y los mayores.
Porque aparte de la foto de la señal, podemos comprobar cómo en un tramo de aproximadamente 200 metros en la Avenida Sinforiano Madroñero se llegan a contabilizar hasta 20 alcantarillas, unas de mayor tamaño que otras, pero todas están en el centro de lo que está pintado para ser utilizado como carril bici. Y podemos seguir sorprendiéndonos sobre éste asunto, porque la señal de ceda el paso que estaba en el centro del carril en las proximidades de la penúltima rotonda antes de entrar en Puente Real ha sido enmendada con otro error, al haber eliminado la señal y haber colocado la parte del triángulo de ceda el paso en una farola, que también se encuentra en el espacio pintado para el uso como carril.

La actitud de los ciudadanos es de incredulidad. Las preguntas que nos hacemos es cómo es posible que el uso de nuestros recursos no esté sujeto al informe previo de unos técnicos y de un colectivo que puede aportar para que no se produzcan casos como el aquí señalado. Sr. Alcalde si su lema electoral es #NosgustaBadajoz, ejemplos y proyectos como el del llamado “carril bici”, no nos gustan a los ciudadanos. Tome nota.

domingo, 12 de abril de 2015

Monago y su sueldo.

En éstos días ha tomado nuevamente actualidad la polémica que abrió en 2012 el Presidente Monago en relación con los sueldos de los cargos públicos. En aquellas fechas en las que fue reelegido como Presidente del Partido Popular, comentó “que aprobaría una reducción del sueldo de todos los cargos públicos porque a la política no se viene a cobrar un sueldo, sino que se viene a servir al pueblo extremeño”.
A finales del año pasado, un medio de comunicación nacional publicaba que era de los Presidentes autonómicos que más cobraba y la polémica recobró vigor porque el propio Monago explicaba que era el presidente autonómico que menos ganaba. Ahora nuevamente la polémica se reabre de nuevo, pero ésta vez los datos son oficiales, pues el portal Transparencia (www.gobiernoabierto.gobex.es/transparencia/) publica los sueldos. Se pone de manifiesto que aquel medio tenía razón y que incluso se quedó un poco corto, pues el Presidente Monago cobró el año pasado 80.921 euros brutos, un 6% más que en 2012.
Desde finales del pasado año y a raiz de los famosos viajes a Canarias, Monago está en una cadena de errores mayúsculos. Se desconocen las causas: su fracaso ante el desempleo, el déficit, la deuda en la que ha instalado a la Comunidad, su agotamiento y el de su gabinete de las ocurrencias (vídeos incluidos: el de meterse con los andaluces, el de la dehesa, el del rap, etc), sus denuncias a las personas que están en la acera frente a su casa, a los policías, Sindicatos, Empresarios, etc. Lo cierto es que desde círculos cercanos a Monago no entienden lo que le está pasando y expresan en silencio sus temores e incluso su malhumor.
Estamos a seis semanas de las próximas elecciones y los ciudadanos vamos a poder con nuestro voto ejercer una decisión. Una decisión con la que decidir quiénes queremos que sean nuestros representantes para un nuevo tiempo. Valoremos y decidamos. Las organizaciones cambian y se transforman si lo hacen las personas que las componen. Transformar no es hacer las mismas cosas de otra manera, sino ser y estar de otra manera.

martes, 24 de marzo de 2015

Sólo dos meses.

Faltan dos meses para la celebración de las elecciones autonómicas en Extremadura y en otras Comunidades Autónomas, aunque a los ciudadanos nos parece que llevamos de elecciones desde hace ya algún tiempo. Serán las distintas convocatorias o que desde el año pasado no se deja de hablar de otra cosa, pero lo cierto es que los españoles vamos a estar hablando durante todo un año de procesos electorales.
Los distintos partidos políticos llevan tiempo perfilando sus equipos adaptando sus estrategias y éste proceso será distinto, porque hay sobre el papel más candidatos a terminar como primeros. El campeonato va a ser más reñido. Y lo que parece meridianamente claro, muy claro, es que se han acabado las mayorías absolutas. 
Y faltando tan sólo dos meses se celebró Pleno en la Asamblea de Extremadura. El pleno que el Presidente Monago quería celebrar. Le gusta el estrado. Se siente más importante trasladando sus propuestas. Cumplimiento del programa electoral. Más, mucho más, pues según apuntó ha cumplido más del 80% de sus medidas y además el 70% del programa electoral del PSOE y casi el 50% de IU. Total, podríamos decir que ha cumplido en conjunto más el programa electoral de otros que el suyo propio.
La ciudadanía clama por un tiempo nuevo en la política donde plenos y debates de evaluación, valoración y votación de la gestión de nuestros gobernantes sea la norma y no sea la excepción. Se imponen no solo nuevas formas y nuevas caras, sino también más transparencia y más participación. 
Nuevos tiempos políticos donde el político esté más dispuesto a que su gestión y trabajo sean más transparentes y a abrir las decisiones a aquellos que pueden aportar y ayudar a que éstas sean más fruto de las aportaciones reales de los ciudadanos, porque se trata de recuperar la credibilidad en la política y de acertar, asumiendo los errores porque reconocerlos no debe entenderse como un signo de debilidad, sino de responsabilidad.

sábado, 28 de febrero de 2015

Prepararse, fotos e inauguraciones!!!

Cuándo se darán cuenta los políticos que los ciudadanos sabemos que va a haber elecciones! Este comentario que les escuché a unos badajocenses hace unos días se escucha en la calle. 
Durante las próximas semanas comprobaremos cómo se producen algunas inauguraciones de parques, centros culturales, de ocio y de otros ámbitos sociales. Hace 38 años de las primeras elecciones democráticas desde el fallecimiento de Franco. 
Cuánto hemos cambiado y cuánto ha cambiado la política. La forma de hacer política. Hoy los medios de comunicación y sobre todo Internet, nos inundan de páginas y noticias políticas. Y luego están las televisiones y las redes sociales. La importancia de la imagen. Los vídeos. Las nuevas formas de hacer política.
Los cambios influyen y hoy todas las organizaciones están pendientes de esos cambios. Porque saben que las elecciones no se ganan por estar en las redes, pero sí que reconocen que si no estas en ellas, pierdes. Pero las inauguraciones en época electoral continuarán, porque los políticos se pierden por aparecer en la foto y salir en la portada del medio. 
Son las cosas de la vieja política, pero ahí está el dicho de que si no sales en la foto parece que no existes, que ahora habría que cambiar por el “si no apareces en google no existes”, aunque debería tenerse muy en cuenta que no se debe estar por estar.

lunes, 16 de febrero de 2015

Extremeños en exclusión social.

Durante éstos días se ha hecho público el informe de la Red Europea de lucha contra la pobreza y la exclusión social en el Estado Español que nos dice que un total de 398.000 extremeños estaban en 2013 en riesgo de pobreza o exclusión social, el 36,1 por ciento de la población . 
Analizando los datos y la evolución territorial de la pobreza y exclusión se aprecia la gran desigualdad que existe, una diferencia entre regiones de más de 24 puntos porcentuales, siendo nuestra Región la tercera con las tasas más altas del país. Estos informes demuestran la realidad de la crisis por mucho que las precampañas electorales del Gobierno de Extremadura con sus vídeos nos traten de dibujar otro panorama. Ponen en evidencia ante la sociedad a los gobiernos porque muestran como las desigualdades cada día se hacen mayores.
Ante los datos no valen las campañas propagandísticas que nos quieren dibujar una situación que no es real, porque las conclusiones de los mismos revelan cómo la crisis profundiza y sacude con mayor dureza en unas regiones que en otras y también reafirma como las políticas desarrolladas no han conseguido mejorar la calidad de vida de los ciudadanos, sino que han sumergido y debilitado abriendo mayores brechas de desigualdad que permanecerán durante varias generaciones.
Podemos pasear y correr por la dehesa; podemos llenar de vallas publicitarias todas las ciudades; podemos decir que nada es imposible, que podemos y lo haremos; podemos decir tantas y tantas cosas, pero la situación de casi 400.000 extremeños es una realidad que hay que afrontar si no queremos seguir encabezando una de las tasas más altas de nuestro país.

viernes, 6 de febrero de 2015

Para quién se gobierna?

En éstos últimos días han vuelto a aparecer encuestas y de todos los colores. Estamos en un año electoral. Hasta cinco procesos electorales entre marzo y finales de año si no se adelantan las generales. Autonómicas, Locales y Generales por éste orden. Se suele escuchar que desde que se convocan los procesos electorales hasta su celebración y algún tiempo después, las administraciones se paralizan. Los Gobiernos se paran y todo se deja para mañana. Mañana, que se convierte en un día sin fecha.
Durante meses antes los Gobiernos se dedican a vendernos los resultados de sus políticas en forma de inauguraciones y por el lado de la oposición se critica que los resultados no son los esperados y que toda la gestión es pura propaganda. Al final, algo parecido a los números que se concretan en las encuestas en relación con algunas preguntas.
Pero lo cierto es que las encuestas ponen a los partidos y a sus direcciones. Aunque a veces se les quiera restar importancia, todos los datos se valoran y analizan. Preocupan cuando no son positivos, aunque se les trate de restar importancia y se aplauden cuando favorecen, aunque incluso se pueda saber que han sido un poco “cocinados”. La frase de que la verdadera encuesta es la de los ciudadanos en el día D suele ser muy recurrida.

Por eso en éste tiempo que corre y a pesar de que todos disponemos de más recursos y por tanto de más información, pienso que gobiernan mucho las encuestas. Ningún político es capaz de mostrarse de manera natural ante los resultados. Y a veces no hacen falta ni las declaraciones, se les nota en la cara.
Por eso, el título de mi entrada va sobre ello. Porque ese cuento de que los políticos no gobiernan para las encuestas, ni están pendientes de ellas lo tendrán que contar de otra manera y más en éstos tiempos donde a pesar de que hay más recursos, la cara sigue siendo el espejo del alma.