Páginas vistas en total

sábado, 9 de julio de 2011

Escuchar, Hacer, Explicar.

En alguna ocasión hemos escuchado la necesidad de que llegue el mensaje de forma nítida, clara y fácil, que se entienda sencillo, vamos. Porque, hoy son casi permanentes los mensajes en términos económicos y cuesta de entenderlos, hasta a los más experimentados.
Recuerdo la campaña de Obama y como entre algunos de sus éxitos, estuvo el tener un discurso que no hablaba en términos económicos, sino en términos de protección para los ciudadanos y en otorgar más poder hacia el pueblo y para el pueblo.
Mensajes, en un lenguaje que entienda la gente en las plazas, en las calles y ante las pantallas en sus casas. Hablando de los problemas reales de la calle, en el lenguaje de la gente común.
Hoy, cada vez más ciudadanos se mueven en una doble moral: progresista y conservadora. Hoy, los discursos se parecen o se manipulan para ello. Por lo que se hace imprescindible defender nuestros valores con emoción y encajarlos en un discurso que genere empatía con la población.
De las tres palabras que dan el titular a ésta entrada, y que forman parte de la campaña iniciada hoy con la proclamación de Rubalcaba como candidato por el PSOE a las próximas elecciones generales, desde ésta posición que comparto con vosotros quiero ampliarlas: porque antes, ESCUCHAR, que hablar; porque estar para, HACER, antes que ser para estar; porque la honestidad para, EXPLICAR, desde la humildad.
Otro día, hablamos de ideologías, que algunos están empeñados en decirnos que no existen.

1 comentario:

  1. Escuchar, hacer, explicar... creo que hemos fallado en las tres, a ver si esta vez es posible y logramos empañar tanto azul, que ya empieza a ser molesto. Escuchar... he escuchado a esos que dicen que las ideologías no existen porque ellos carecen de ella, pero para su desgracia sí que existen y son bien distintas, tanto que por no saber escuchar y explicar nos vemos en la situación que nos vemos. Expliquemos, hagamos y escuchemos, pero volvamos a la ideología, a la defensa del indefenso, del débil, del oprimido y ahora más que nunca. Después de oir al catalán pidiendo a los funcionarios más trabajo y menos sueldo...joder que los funcionarios han hecho lo que los políticos han dicho...¿por qué han de pagar ellos los platos rotos? ¿por qué esos políticos que tanto se afanan en recortar no empiezan por recortarse ellos sus sueldos y prevendas? EXPLICAR... tenemos tantas cosas que explicar.

    ResponderEliminar