Páginas vistas en total

jueves, 6 de diciembre de 2012

Un recorrido por el tiempo.

Entre el Guadiana y el Tajo. Entre la Sierra de San Pedro y los Llanos. Entre la dehesa que está hermosa, verde y esplendorosa. Entre encinas y alcornoques. Entre las dos provincias Badajoz y Cáceres. Entre una línea que no consigue que se separen las dos provincias, pero que la carretera hace que sepamos cuando pasamos de una a otra. Pero todo dentro de la misma Comunidad.
Hoy entre...entre éstas reflexiones, con la radio en el camino que me ayudaba y me hacía viajar en el tiempo recorrido. Desde aquellos años que recorrimos una generación, que no debieron ser ni mejores ni peores que los de cualquier otra. Pero sí que fueron distintos. Porque fueron el comienzo de unos años de cambios en una etapa donde no sabíamos muy bien que era lo que estaba pasando, aunque nos mostrábamos inquietos porque algo atisbamos y donde también éramos ciertamente protestones, que no protestantes. Es propio de la edad, que nos decían nuestros mayores.
Hoy se cumplen 34 años de aquel 6 de diciembre de 1.978. Es fiesta aún. Hay gente que piensa que si se cambian algunas fiestas, ésta debe ser de las que perdure a lo largo de los tiempos. El pueblo habló en esa fecha. Se pronunció y por mayoría abrumadora la voluntad popular refrendó la Constitución.
Sonaba Jarcha por aquellos años. Sonaba y aunque muy jovencitos, todos cantábamos "Libertad sin ira"...libertad, libertad...sin ira libertad y si no la hay, sin duda la habrá...Hoy la volví a escuchar y seguía recordándola como el himno, que todos cantábamos. Es como aquella otra "Habla pueblo, habla" , que nos decía que no dejáramos que nadie decidiera por ti, hoy sería de nosotros...Quizás hasta sería bueno en éstos complicados tiempos, tener un himno como aquellos de entonces. Sobre todo para no caer en la resignación.
En éstos días nuevamente salen encuestas que valoran la situación del país. Qué pensamos los ciudadanos. El último barómetro del CIS recoge que la mitad de los ciudadanos están insatisfechos con la Constitución y también que siete de cada diez españoles se quejan de la democracia. La corrupción se convierte en un problema y en línea ascendente, pues aparece en el quinto de los problemas de los ciudadanos. En relación con la transparencia, nuestro lugar tampoco nos puede hacer sentirnos satisfechos para nada.
Tendrá relación todo ésto que nos pasa después de 34 años...ese deterioro de las instituciones y de los poderes emanados de la Constitución. A veces desde los propios partidos políticos o desde los medios de comunicación, desde la propia ciudadanía como bien dice el último barómetro del CIS, lo cierto es que hoy las reglas de juego de las que nos dotamos en aquellos años y que el pueblo votó (no lo olvidemos) están en cuestión. 
El Gobierno debería estar más preocupado de asentarlas y ése debería ser una de sus principales líneas de actuación. Asentarlas y respetarlas. Porque como bien dice nuestro artículo 1º... "España se constituye en un Estado social y democrático de Derecho, que propugna como valores superiores de su ordenamiento jurídico la libertad, la justicia, la igualdad y el pluralismo político"...
Que tomen nota los poderes legislativos, ejecutivos y judiciales...Así lo exige y lo refleja la Constitución...


No hay comentarios:

Publicar un comentario